¿Cómo hacer que los antojos desaparezcan?

¿Cómo hacer que los antojos desaparezcan?

 

Hablemos hoy de los antojos, este que suele describirse como uno de los principales obstáculos para bajar de peso.

 

Y si sueles sentirte frustrada porque a ti los antojos la verdad no se te desaparecen, este blog es para ti.

 

Se sabe que algo que incrementa los antojos es una alimentación basada en harinas refinadas, azúcar, alimentos procesados. Cuando alguien hace cambios drásticos en su alimentación, suele suceder que se sorprende y se maravilla de cómo es que hay antojos que desaparecen.

 

Lo cierto es que todos somos diferentes y cada una tiene diferentes detonadores de antojos: La falta de sueño, el estrés, son factores que pueden hacer que incrementen los antojos. Hay emociones como la nostalgia, el aburrimiento, la ansiedad, o circunstancias como los viajes, la vida social a algunas personas, les detonan antojos.

 

Y si bien es cierto que con los cambios de alimentación muchos si, se van o que hasta les podemos perder el gusto a ciertos alimentos también  al conscientemente reconocer lo poco benéfico o más bien lo dañino que pueden ser para nosotras, hoy hablemos de esos antojos que no desaparecen, esos que sentimos que nos frustran, que nos hacen sentir que estamos descompuestas, que nos dan la certeza de que nosotras no lo estamos haciendo bien.

 

Lo primero que quiero  sugiero proponer en este blog, dejemos de esperar que los antojos se desaparezcan. Mejor, aprendamos a cómo responder a ellos.

Cuando decido no probar quesos que me encantan, porque  me inflaman, puedo reconocer que aunque pase el tiempo sin probarlos, se me siguen antojando. Sé perfectamente lo que pasa si los consumo, se me inflama el estomago y sobretodo me duele. Los he probado tanto que ya se que pasa cuando me los como y también ya sé que pasa cuando no me los como. Esa sensación de irme a la cama sin dolor de estómago, sin ardores raros, es un regalo que disfruto hacerme, y aun así, los quesos se me antojan.

Puedo decir que al antojo de los quesos, he aprendido a responder a ellos. Sé que es incómodo, ya sé que luego pasa y que me siento super victoriosa cuando no los como. El queso, si se me antoja, me gusta, me encanta, se me antoja y le digo no. Por muy dramático que pueda sonar este ejemplo, esto es lo que pasa cuando desmenuzamos los ciclos en los que nos metemos inconscientemente. En mi caso son los quesos, habrá a quienes más bien esto pueda aplicarse con los bizcochos (pasteles), las papas, las bebidas o todo junto.

 

Qué tal el proponerse  ir al gimnasio y no hacerlo porque el antojo por quedarse en la cama, porque esa vocecita que dice «mejor mañana”  no desaparece. 

¿Será que la gente que va al gimnasio siempre tiene muchas ganas de ir y nunca tiene ganas de quedarse en la cama? Quizá es simplemente es que sabe cómo responder a ese vocecita que le dice «mejor mañana”.

Piensa en algo que haces cada día y lo haces no porque  tienes ganas, sino porque has decidido a hacerlo. Quizá tienes ganas de quedarte en la cama y te levantas a despertar hijos, hacer desayunos, llevar hijos a la escuela ir a trabajar lo que sea. Haces esto por años y ¿a poco no aparece nunca el “quiero quedarme en la cama” ?

Y si aparece ¿qué haces? Ya te quedas, y solo dices “es que me dio antojo de quedarme en la cama”. Unas veces con más facilidad de otras pero sabes responder a esas ganas, a ese “antojo” de quedarte en la cama.

Así, ante los antojos. Si realmente creyeras que no tienen que desaparecer, que no estás descompuesta por tener antojos, que los antojos son reales, que ni siquiera son algo malo ¿no será más fácil enfrentarlos y decidir cómo responder a ellos?, ¿no será que el obsesionarnos por desaparecerlos es lo que nos hace sentirnos verdaderamente débiles ante ellos?

La propuesta, dejemos de enfocarnos en que los antojos desaparezcan, mejor enfoquémonos en aprender a responder a ellos.

 

Te hablo con el corazón una de las cosas que más amo enseñarte es como puedes ganar mejores hábitos, comprometerte con tu salud y tomar consciencia plena de cuales han sido los hábitos que te han llevado a lidiar con dietas restrictivas, productos que parecen milagrosos y no lo son, el ejercicio y el estrés que conlleva bajar de peso o libras.

Estoy a favor de poner el amor por delante para sanar tus pensamientos, emociones y energía para que así tu puedas hacer cambios a corto y largo plazo que SEAN REALES Y PERDURABLES, mientras te diviertes, mientras te permites comer sin culpa, te permites confiar, amarte y creer que tu puedes hacer cambios en tu salud con solo TOMAR UNA DECISIÓN.

Por eso quiero hacer una invitación a mi RETO DE 30 DÍAS IMPARABLE:

Te estoy buscando a ti mujer que quiere trabajar en sanar su relación con la comida, la actividad fisica y con ella misma, ya que la unica manera fácil que conozco para llevar empoderamiento y biemestar a tu rutina es con un sentimiento de amor propio en ti.

Si este año te propusiste bajar de peso, pero han pasado los meses y nos encontrado la motivación, no sabes por donde comenzar o no te sientes apoyada, estas de suerte!! en este reto de 30 días encontrarás compañerimos, esa motivación y la energía que sientes perdida.

Este no es un curso cualquiera, a donde te ponen a ver videos y se olvidan de ti, mi compromiso es que eso no pase, que tomes acción y sobre todo te honres a ti y a tu inversión….

Si quieres comenzar, estoy abriendo un grupo exclusivo para el mes de octubre, pero antes de esa fecha quien se registre a mi lista de espera van a poder acceder a un increible descuento en su inversión, ANOTATE AQUI... 👇👇👇

Lista de espera RETO IMPARABLE

 

Con amor,

Tu coach

Carilú Torres

Facebook Comments Box
Please follow and like us:
RSS
Follow by Email
Instagram
Twitter
Visit Us
Follow Me
YouTube
LinkedIn
Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver arriba